Últimos temas
» Confesionario 7u7
Jue Mar 09, 2017 9:31 pm por Kim Heechul

» Idols Pleasures {Elite}
Jue Ene 28, 2016 10:06 pm por Invitado

» Save in my hands Δ Seo Joo Hyun
Jue Ago 06, 2015 1:11 pm por Seo JooHyun

» We'll become silhouettes in the end Δ Seo Joo Hyun
Sáb Jun 20, 2015 11:10 pm por Seo JooHyun

» Breaking the habit [ REAPERTURA || ÉLITE ]
Vie Mar 20, 2015 10:09 am por Invitado

» Make Your Move {Afiliación Hermana}
Mar Dic 30, 2014 4:22 am por Invitado

» ▬ 10 post antes de que postee un chico
Dom Dic 28, 2014 4:01 pm por ChunJi

» {!} R E G I S T R O de idols [Boygroups]
Dom Dic 28, 2014 3:51 pm por ChunJi

◙ Bienvenidos ◙
Bienvenid@ a Korean Destiny antes conocido como "Korean Dreamers" nació un Miér 27 Oct 2010, y desde ese momento lo primordial era concentrar un foro donde su temática principal estuviera rodeada por el genero musical que se habre paso a escala mundial, el K-Pop, ahora este funge como un centro para que aquellas personas que comparten una misma afición, la tematica del foro ambientada en la guerra de compañías, desea que sus usuarios tengan pleno conocimiento de las reglas por eso se les pide leer cada una de ellas con detenimiento para evitar malos entendidos en el futuro.
◙ STAFF ◙
Kim Taeyeon
Administradora Principal
MPPerfil
Kim Jaejoong
Administrador Inactividad
MPPerfil
Shim ChangMin
Administrador Afiliaciones/Diseño
MPPerfil
Jung Nicole
Moderadora Principal
MPPerfil
Kim YooJung
2da Moderadora
MPPerfil
Bang MinAh
3ra Moderadora
MPPerfil

Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Mensaje por Jung Jessica el Miér Ago 22, 2012 4:45 pm

Después de mucho tiempo por fin tenía un sábado libre, ¿Taeyeon se habrá compadecido de todas, mas exactamente de mí? Bien, no me iba a poner a indagar sobre el por qué, cuando lo que mas me importaba era el qué. Tenía tanto sin salir de noche que había perdido la cuenta, ya ni siquiera parecía yo, a quien dentro del grupo conocían como la mas “fiestera”, daba igual que por dentro me estuviese muriendo, por fuera trataba de no transmitirlo y enmascaraba mis estados de animo con sonrisas y queriendo bailar y tomar como si eso me hiciera olvidar de las penas. No llegaba al extremo de parecer una alcohólica, pero, he de admitir que cuando le encuentro el gusto a beber en una fiesta, lo hago desmedidamente.

No me apetecía quedarme encerrada en el apartamento, ni mucho menos, salir de allí para encerrarme en casa de alguien más. Bien, si quería sobrevivir del aburrimiento, iba a tener que armarme de valor y olvidarme de todos mis agobios por un rato. En mis planes no estaba seguir lamentándome de todo. Lo que necesitaba era distraerme, bailar, divertirme, que la adrenalina se apropiara de mí, escapar de esta lo monótona que se estaba volviendo mi vida. Teniendo eso en mente y con una sonrisa convencida, me fui a duchar. Acabé por decantarme por un conjunto de ropa negra, hace tiempo lo tenía en mi guardarropa, pero era la primera vez que me lo ponía. La blusa estaba compuesta por un pequeño corpiño y un fino encaje que más parecía tela de velo y un espléndido escote que jugueteaba con la parte superior de mis senos, que la tela de encima cubría sutilmente, además de un corto y elegante short bastante corto sin llegar a lo vulgar. El conjunto en su totalidad abrazaba mi cuerpo, aunque, sin ceñirlo demasiado. Finalmente, me coloqué un par zapatos de tacón alto del mismo color de la ropa. Me coloqué maquillaje nocturno y peiné mi cabello de manera sencilla, tiré un mechón hacia atrás sujetándolo con un pequeño clic. Al estar lista, tomé mi cartera, y antes llamé a Tae para que me diera autorización de usar uno de los carros de la compañía, ésta al principio se negó pero acabó otorgándome el permiso.

Dentro de nada me encontraba en la entrada de la discoteca, no era cualquier establecimiento así que no tenía qué esconderme ni mucho menos, allí asistían generalmente personas del medio igual que yo. Aunque, probablemente no fuese de buen ver que llegase sola a ese lugar cuando tengo novio, pero, lo cierto era que él era uno de los motivos por los que deseaba desaparecer y no permitiría, al menos, por esta noche, que ni él ni nadie obstruyera mi diversión. Llevaba días sin contestarle las llamadas, lo estaba evitando, por supuesto. ¿Me había hecho algo malo?, ojala fuese eso, pero no, hasta el momento SeungHyun se había comportado de manera indiscutible y perfecta, era lindo y atento conmigo, aun cuando se enojase sabía cómo expresarse, jamás llegando a cometer alguna grosería o faltarme al respeto. Simplemente, le amaba, y por eso mismo no quería verlo, estaba buscando pretextos y mas pretextos para alejarlo de mí, esa idea maquiavélica se cruzó por mi mente desde días atrás, sonaba como alguien sin corazón, teniendo en cuenta que hace tan solo unos días JiYong, confesó que aun me amaba. ¿Cómo decirlo…? Me sentía demasiado abrumada y enojada conmigo misma, nunca quise estar en una situación semejante, tampoco quería hacerlos sufrir, era como si me hubiese convertido en la manzana de la discordia sin proponérmelo. Me dolía enterarme de la cantidad de palabras ofensivas e hirientes con las que se referían muchos hacia mí, precisamente, señalándome como la culpable de que la amistad entre ellos dos se hubiese enfriado. ¿Acaso creían esas personas que yo era feliz sabiendo que por mi una amistad de tantos años se echó a perder? Si lo que mas quería en el mundo era desaparecer de la vida de ambos, aun cuando sintiese mi alma desprenderse de mi cuerpo en el intento, porque si, estaba con SeungHyun, pero ni él ni nadie podía borrar de mi pasado a Jiyong, porque lo que me unía a él fue demasiado fuerte y, mentiría si dijese que no quedaron secuelas de aquella relación, pero no pensaba dar pie a un retorno a su lado.

Sacudí mi cabeza y me adentré en el lugar. Me gustaba, era ruidoso y estaba absolutamente repleto, pero al mismo tiempo era acogedor. Desde que puse un pie adentró sentí la vibración de la música y súbitamente sonreí con el pensamiento de que esta noche pintaba interesante. Alcancé a divisar algunos rostros conocidos, me limité a saludarles con un ademán con una mano a la distancia. Les conocía, pero tampoco me placía reunirme con ellos, antes que eso, preferí sentarme en la barra, sola, así estaría hasta que me envolviese mas en el ambiente. Pronto empecé a sentirme dispersada por el bullicio de los entusiastas asiduos de la disco, y en el puesto en que me encontraba, veía pasar y escuchar a todo el que iba entrando, así como también lo sentía por los seductores hombres que se me acercaban en busca de conversación. Les hablaba cortésmente y sonreía de vez en cuando, intentaba parecer interesada aun si la plática no despertaba mí mas mínimo interés, al final se iban y volvía a quedar sola.

Pedí al barman que me sirviera un batido de chocolate, el cual no tardó en estar en mis manos. Llevé la copa a mis labios y bebí un sorbo mirando de soslayo hacia la pista. Por donde quiera que mirase solo veía parejas, eran contados los grupos de amigos reunidos que mis ojos habían contado hasta entonces. Como sea, era inevitable no acongojarme y sentir aquella opresión de culpabilidad en mi pecho por mí, ante los demás, egoísta corazón. Terminé de empinar la copa y tragué todo el licor, cuando estuvo vacía la puse sobre la barra boca abajo, acompañada de una sonrisa triunfal, no tardó en aparecer un ardor en mi garganta. Con paso firme me alejé de allí y caminé hasta la pista, donde no demoré en empezar a moverme al ritmo de la música, no importaba si estaba sola, sentía las miradas sobre mí así que suponía que no tardaría alguien en acercarse y seguirme el paso. Y preciso eso ocurrió, un chico alto que también se movía solo en la pista con pasos marcados y concisos se acercaba hacia a mi sin dejar de bailar. No hubo necesidad de preguntarme si deseaba bailar con él, simplemente nuestros cuerpos se movían al compas de la canción, con ritmo y agitación.

<< ¡Hace tanto que necesitaba de esto! >>, Pensé.



Di la vuelta un instante para dirigir mi atención a uno de los camareros que iba pasando. Tomé una copa entre mis dedos y con mi mano libre agarré al hombre por el brazo para que se detuviera y bebí el champan de un trago. A continuación dejé la copa vacía en la bandeja y tomé otra llena, entonces, soltando al hombre de mi agarre. Veía la mirada impresionada de mi acompañante, bien, supongo que para este no es tan normal ver a una chica tomar de forma airosa como lo había hecho yo, tampoco pensaba dejar de hacerlo solo para evitar el qué dirán. Eso si, más pronto de lo que pude haber previsto, los efectos del alcohol comenzaron a causar estragos en mí, aun así acabé por empinarme el poco contenido que faltaba de esta copa y le dediqué una sonrisa al chico, no estaba pretendiendo ser coqueta, solo intentaba ser sociable.

- Disculpa, ¿Cómo te llamas? – Me empiné solo un poco y le hablé al oído al chico, llevábamos bailando varias canciones y no tenía la mas mínima seña de quien se trataba. Debido al fuerte sonido de la música, hablar era incomodo, así que acababa haciendo mi mayor esfuerzo por fijar solo mi atención en lo que saliese de sus labios. Aunque fue inútil, no pude descifrar su nombre, sin embargo, hice como si le hubiese entendido. – Yo me llamo Jessica- Exclamé y reí animadamente. Este me abrazó en cuanto comenzó otra canción y retomamos el baile. Entre el ruido, la música, el baile y el alcohol, sentía la adrenalina apoderarse de mi cuerpo, mis movimientos cada vez eran mas relajados y desmedidos. – Espérame un segundo.- Separé sus brazos de mi cintura y caminé en búsqueda de otro camarero. Cuando lo hallé agarré otra copa y coloqué sobre la bandeja la que tenía en mi mano. Hice igual que con las demás, bebí todo el contenido rápidamente y se la entregué al camarero, de paso agarré otra más, pero esta vez no para mí, sino para el chico. Me tambaleé un poco al girarme, y de repente, me sentí perdida en la pista, sin embargo aun así empecé a caminar en búsqueda de mi parejo. Sonreí con jubilo al encontrarlo en medio de varias parejas, me dirigía hacia él, pero, cuando estuve a penas al frente suyo, se me dobló un tacón y sin querer acabé empujando a un chico que bailaba con su pareja. – Lo siento, lo siento – Incliné mi cabeza insistentemente y me giré hacia mi acompañante y me reí con ganas. Sin embargo, volví a girarme hacia el chico al cual había golpeado, me sentía avergonzada, y fue allí entonces cuando tuve la sensación de que sobre mí caía un balde de agua helada, literalmente, contuve el aliento a ver que se trataba nada mas y nada menos que de “mi cuñado”, SeungRi, quien, no parecía precisamente del mejor humor. – SeungRi-Ah, siento haberte empujado.- Noté la mirada curiosa de mi acompañante y solo le sonreí, esta vez no tan emocionada como estaba antes. La verdad, me descolocó encontrar justamente a SeungRi allí, algo me decía que mi emocionante noche no acabaría bien. ¿Qué pensaría de mí al verme en una discoteca bailando libremente con un chico que no es precisamente su amigo? No es como si yo tuviese que darle explicaciones, pero no deseaba acabar de enredar más este asunto de lo que ya estaba. Tenía suficiente. Y como si fuese poco, todo me daba vueltas.



Jung Jessica
Ice Princess


Sigue a tu corazón
avatar
Jung Jessica
Girl's Generation
Girl's Generation

Mensajes : 147

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Mensaje por Lee SeungRi el Lun Ago 27, 2012 6:01 pm

Una llamada, la voz gritona de mi mejor amiga de la infancia acompañada de un par de amenazas con dejarme sin descendencia y un taxi, eso era lo que me había llevado al club Limenight aquélla noche. Mis antiguos compañeros de clase estaban en Seúl, aquél grupito de amigos que teníamos entre los que varios eramos unos amantes del baile, quizás eso fuese lo que nos unió en su día, y también fue lo que nos separó, cada uno siguió su propio camino, el mío se desvió hacía BIGBANG, el suyo la verdad no tenía ni idea...
Pasaron a buscarme por casa en taxi, aquél día había decidido arreglarme al menos un poco, quería causar una buena impresión entre aquéllos viejos amigos, no era plan de que me viesen con lo primero que había encontrado en el armario, así que cogí unos pantalones negros, una camisa blanca y rematé el look con un chaleco, una corbata suelta y un sombrero. ¿Un sombrero? No solía llevarlos, la verdad hasta yo mismo me sorprendí de haber escogido ese complemento, pero me apetecía. La verdad aquélla noche me sentía un poco raro, tenía una especie de corazonada de que algo pasaría, no sabía si algo bueno o malo... De todas formas me convencí a mi mismo de que era simple nerviosismo por la de tiempo que llevaba sin ver a mis compañeros, así que lo dejé pasar y simplemente me metí al taxi con ellos, éramos dos chicas y dos chicos, el resto del grupo estaban ya en el club, en total éramos siete. No recordaba la última vez que había salido con ellos, que habíamos estado todos juntos, seguramente no exageraba al decir que llevaba mas de año y medio sin ver sus caras, incluso me costó reconocer a una de mis amigas, la que me había llamado, pues su piel estaba más morena que de costumbre y su estilo y color de pelo había cambiado radicalmente, algo me decía que se había ido a vivir a un lugar bastante cálido, además, ella siempre había sentido fijación por la danza del vientre, era su estilo favorito, ¿y si había conseguido llegar a ser una estrella en Egipto? Ese era su sueño, al menos eso recordaba.

El viaje en taxi se me hizo exageradamente corto, teníamos tanto que contarnos que muchas veces nos interrumpíamos en mitad de las frases provocando que todo el coche estallase en risas y el conductor terminase por pasarse del límite de velocidad para llegar lo antes posible y librarse de semejante escándalo.
Habíamos ido a uno de los locales más exclusivos de la ciudad y en la puerta estaban los otros tres: dos chicos más y otra chicas que al parecer estaba prometida con uno de ellos, todos tenían su vida montada y ninguno teníamos ni idea de que manera y aunque la noche fuese joven ya comenzaban las promesas de mantener el contacto, de hablar y quedar más a menudo, esas promesas que nunca se cumplían pero que por alguna razón te hacían sentir mejor.
Entonces la puerta del local se abrió para dejar pasar a una chica y la música salió a todo volumen de allí, haciéndonos recordar esa última quedada, hacía año y medio, esa vez solo habíamos estado los cuatro hombres del grupo, pero aun así lo habíamos pasado de vicio y como siempre nos habíamos inventado una pequeña coreografía, nos sincronizábamos perfectamente solo con vernos y al parecer todos seguíamos recordando aquél instante, pues los cuatro comenzamos a la vez a mover los brazos en el aire mientras un complicado pero un tanto ridiculo juego de pies tenía lugar en el suelo, logrando que las chicas estallasen en risas y nosotros mismos también, al parecer a pesar del tiempo no había cambiado nada...

Tomé a dos de mis amigos de los hombros y dando saltos los llevé a la entrada mientras pensaba en lo mucho que necesitaba eso, en todo lo que deseaba alejarme de la tensión que vivía con mi grupo, necesitaba desconectar y eso haría.
Nada mas pasar los chicos comenzamos a desvariar de nuevo mientras ellas se acercaban a la barra a pedir lo de siempre mientras reían y hablaban como si no nos conociésemos, siempre había sido así... A los pocos minutos se reunieron con nosotros en el centro de la pista de baile llevando consigo un cargamento de cervezas para todos, incluyendo alguna sin alcohol para Hyun Jae, que siempre era el que conducía, el que más controlaba. Era increíble que no hiciese ni falta preguntar para recordar aquéllas cosas, era tan nuestro... Por un instante sentí que los años no habían pasado.

La noche iba pasando rápidamente, como si el reloj se hubiese tomado una bebida energética y no se permitiese ni parar un momento a descansar, entonces el grupo se separó, dos de ellas se fueron a la barra a por más bebidas, la parejita a un sofá a hacer manitas y los otros dos chicos al servicio. ¿Y los que quedábamos? Pues SooJung y yo, aquélla preciosa bailarina de danza del vientre, nos quedamos en el centro de la pista mientras bailábamos sin parar de reír, esperando a que el resto volviese con algo más que llevarnos a la boca, la verdad la había echado mucho de menos, a ella y a todos los demás, pero por culpa de mi trabajo, de todo lo que ocurría con los chicos, de mi vida en general, había acabado por alejarme de ellos poco a poco y justo cuando me acercaba a SooJung para decirle de quedar otra vez todos juntos, una cena, el fin de semana siguiente, alguien chocó contra mí, estando a punto de derribarme sobre mi pobre amiga que por suerte me sostuvo.

-Perdona noona- le dije a SooJung con una sonrisa tímida antes de girarme para ver quien había chocado contra mí, pero nada más visualizar su rostro la sonrisa se borró de mi cara, pasando primero por una expresión de desconcierto seguida de una mirada de furia de esas que matan dirigida contra ella y el que parecía su acompañante. Escuché a mi amiga llamarme, noté su mano en mi hombro, después la disculpa de Jessica y por último a Hyun Jae que ya había vuelto preguntarme que me ocurría. Pero no contesté. A nadie. Simplemente tenía en mente el hecho de que aquélla mujer que había destrozado a mis amigos estaba allí acompañada de otro hombre, al parecer sin remordimiento alguno y bastante bebida. Un pequeño gruñido de ira salió de mis labios y me giré un instante hacia mis amigos -En seguida vengo.- Al instante siguiente había cogido a Jessica de la muñeca y la arrastraba lejos de la multitud hasta llevarla a una de las esquinas del local donde reinaba algo de silencio, donde podríamos hablar, aunque seguramente me callaría más de la mitad de las cosas que me gustaría gritarle -¿Se puede saber que narices haces aquí con otro tío?- pregunté con la voz quizás algo más alta de lo que me hubiese gustado mientras soltaba su mano rudamente -¿Es que no tienes bastante con el daño que has hecho ya que tienes que causar mas? ¡Mas te vladría haberte quedado en casa y no salir, así quizás dejases de destrozar las vidas de la gente!
avatar
Lee SeungRi
Big Bang
Big Bang

Mensajes : 190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Mensaje por Jung Jessica el Lun Nov 19, 2012 5:23 am

La noche que pintaba de buena manera, se esfumaba en mis narices, tal parecía que no tuviese derecho a tener un momento de tranquilidad, que me fuese negada la posibilidad de olvidarme de absolutamente todo, de mi trabajo, de mis amigos, de mis problemas, pero sobretodo, de Jiyong y Seunghyun, porque sabía que en el fondo, ese era el que mas me abrumaba y, al que mas tiempo le dedicaba mi pensamiento por mas que no desease que fuese de esa forma, y sin embargo, me veía de repente de pie casi que tambaleándome producto del mareo, en frente de SeungRi. Su rostro era como una sucesión de ángulos cortantes y afilados, y su mirada era impasible y gélida, de esas miradas que te hacen estremecer por lo fuertes que son y que son tan expresivas que las palabras simplemente sobran, y la suya me decía con total transparencia que estaba enojado, sabía que no era por el empujón, no era estúpida como para no poder imaginarlo, el menor desde que inicié mi relación con Seunghyun se opuso, mostró su descontento y su desaprobación. ¿Qué podía pasar por su mente que no fuese que yo era una cualquiera? Viéndome en la situación en que me encontraba, no es como si hubiese tenido muchas armas con qué defenderme, a lo mejor SeungHyun se encontraba preocupado por mí ya que no contestaba sus llamadas ni sus mensajes; lo estaba evitando, estaba bastante pasada de alcohol y me había encontrado bailando con otro hombre, un hombre que no era mi novio ni tampoco Jiyong… pensar en este último me hizo rememorar que hace días atrás estuve de nuevo entre sus brazos, y él me amaba, me amaba y eso me dolía, yo no quería esto, no quería sentir culpa, tan simple como que quería desaparecer de sus vidas y empezar desde cero, si es que era posible. Pero el destino se encargaba siempre de ponerme piedras en el camino, un camino que siempre acababa desembocando a Big Bang, y por ende, a ellos dos.

Pero mis sentidos en ese instante no coordinaban lo suficientemente bien como para hacer o decir cosas coherentes, solo bajé la mirada y volví mi vista a mi acompañante y le sonreí débilmente antes de regresar la vista a SeungRi y en cuanto menos me vi arrastrada hacia otro lugar, alejándome del chico y de la pista en si, andaba con pasos poco precisos, me sentía como si estuviese caminando sobre una balsa, y encontrase pesado mantener la mirada y la cabeza fija en algo, no sabía hacia donde me llevaba, pero me sujetaba con tanta fuerza que sabía que su mano quedaría marcada en mi blanca piel, jamás le había visto actuar de esa manera. SeungRi no era muy distinto a cómo se mostraba ante las cámaras, directo, algunas veces tan serio que te hacía tensar y otras tan divertido que podría sacarle a cualquiera una carcajada con facilidad, sin embargo, esta faceta de él nunca la había conocido. Hasta que se detuvo en no sé dónde, no estaba totalmente en mis cabales como para ponerme a detallar hasta donde me había llevado, solo era consciente de que el ruido en ese lugar había disminuido. Me llevé una mano a la cabeza, sujetándola, la sensación de estar parada en medio de la nada y con tan poco equilibrio como para mantenerme en pie sin nada alrededor que pudiese tener de soporte, era terrible. Y entonces levanté la mirada, escuchándole, notando la ira que bullía en su interior con nada mas la forma en que me hablaba.

Me desconcerté, ¿qué le daba derecho para hablarme así? Él no sabía, ni por asomo, el infierno que me encontraba viviendo, no tenía ni la más remota y minúscula idea del embrollo mental en el que llevaba sumida desde hacía algún tiempo para acá. Acaricié mi muñeca luego de que él la soltó de su brusco agarre y sonreí, pero no era una sonrisa satisfactoria, era un esfuerzo casi involuntario de mis labios por no verme derrumbada, no tan pronto. – No es mas que obvio qué hago aquí? – Solté en tono de burla con un destello irónico en la mirada, me encogí de hombros y solté una risilla, diablos, cómo odiaba estar en ese estado, ni siquiera era capas de controlar mis impulsos.- Vine a hacer probablemente… lo mismo que tú, SeungRi-ya – Suspiré cerrando los ojos, para volverlos a abrir al terminarle de escuchar. Fruncí el ceño y de repente la sensación de estar en una habitación que se iba achicando me invadió, era aquella opresión en el pecho de la cual había estado intentando escapar, el acarrear con la culpa y el dolor que para mi significaba querer alejar de mi vida a las dos personas que mas me habían marcado hasta entonces, sabía que yo no era una buena chica, no me acercaba a los estándares de perfección como si lo apuntaban los medios, si había “sentado cabeza” no había sido por otra persona mas sino por el mismísimo Jiyong, antes de él alguien a la que no le importaba en lo mas mínimo con quien se colaría en una fiesta, mis ratos libres se resumían en ese entonces en encuentros con fines pasionales con chicos, salidas a discotecas, beber, bailar, no depender de nadie, porque había sufrido primeramente por Donghae, y si antes creía que ese dolor era fuerte, no se comparó a la cantidad de golpes que se había encargado de darme la vida después de él. Nadie podía ser capaz de entender mi dolor y mi frustración, me había convertido en la vergüenza para mis padres, para mi hermana, para mi misma como mujer, y poco me importó, pero ahora era tan sumamente doloroso que se calaba en cada fibra de mi piel. Ni siquiera tuve tiempo de disculparme con mis padres y decirles cuanto los amaba y que me perdonaran, pues la vida me los arrebató al mismo tiempo, tampoco siendo capaz de sobrellevar y recuperar del todo mi relación con mi hermana. ¿Podía sentirme peor? El intento por salir de aquel mundo, me costó y mucho, añoraba tener la suficiente valentía como para caerme mil veces y levantarme rápidamente mil veces más, pero era difícil. Parecía estar maldita, cada cosa que quería acababa siendo arrebatada de mis brazos y aun así, tenía que estar escuchando al moreno restregarme en la cara el que yo destruyese la vida de sus allegados.

- Para ti es muy fácil decir con deliberado atrevimiento que vivo destrozando la vida de la gente, pero no te detienes a pensar en qué puedo estar sintiendo...- balbuceé un poco, ladeando la cabeza, mirándole con los ojos entrecerrados. – ¿Qué estás pensando? ¿Qué vine aquí a revolcarme con otro hombre? – Retrocedí un paso con expresión casi divertida, excepto la mirada, la cual intentaba mantener fija aunque me costase por la poca atención que podía otorgarle a algo cuando a duras penas sabía cómo es que aun me mantenía en pie con el tremendo mareo que me gastaba. – ¡Tú no tienes derecho a hablarme así!- Lo apunté con el índice, intentando mantenerme seria para finalmente reír de nuevo-Ay SeungRi, tú no sabes, no sabes … - Suspiré, una vez la risa cesó y callé, recordando lo cualquiera que me sentía por haber estado con Jiyong luego de por fin haberle dicho a Seunghyun que lo amaba. Era bizarro y extraño, pero me sentí enamorada, y en vez de hacerme feliz me volvía más fría, no merecía ni su amor ni el de Jiyong. Lo sabía.


Jung Jessica
Ice Princess


Sigue a tu corazón
avatar
Jung Jessica
Girl's Generation
Girl's Generation

Mensajes : 147

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Mensaje por Lee SeungRi el Lun Jun 10, 2013 8:01 pm

La noche había pasado de ser perfecta, un precioso reencuentro con mis amigos, con aquellos a los que había echado tantísimo de menos, para tornarse en una pelea que no había querido librar nunca, pero que el alcohol o quizás simplemente el ambiente me había llevado a provocar. Es cierto que siempre le había guardado rencor a Jessica por todo el dolor que había provocado en BIGBANG, entre los miembros. Siempre la había culpado por todas las discusiones en nuestro apartamento, desde el principio había sentido que era por su mera existencia que SeungHyun y JiYong ya no eran igual que antes, no solo entre ellos, sino con todos. Nada había sido lo mismo desde su llegada y no podía soportarlo. Es cierto que siempre habíamos tenido nuestras diferencias, es lo normal, nadie es perfecto y siempre puede haber pequeñas peleas, pero odiaba el hecho de que alguien de fuera hubiese destrozado nuestra paz. Simplemente no lo soportaba. Pero yo no era alguien violento, tampoco era fácil enfurecerme, pero esa noche era diferente, algo había despertado en mi y tenía ganas de gritar, de decirle a esa mujer todo lo que sentía, todo lo que me había hecho sufrir a mi y a mis hyungs.

La llevé a aquél sitio apartado del local casi sin ser consciente de mis actos, me movía por pura inercia, e igualmente dejándome llevar por mis impulsos le hablé, con mas fuerza de la debida, pensando que no se atrevería a responderme, pero no la conocía lo suficiente. Jessica me contestó y tuvo las narices de hacerlo con aquél estúpido tono de burla, ¿no se daba cuenta de la situación en la que estaba? Dejé escapar el aire con fuerza por la nariz mientras la miraba, apretando los puños intentando comprender por qué esa mujer se atrevía a replicarme. Aunque eso tampoco era propio de mi, esos pensamientos no iban conmigo, pero el sentimiento protector con los míos iba creciendo a cada palabra que esa mujer decía -¿Lo mismo que tú? No te atrevas a compararme contigo.- le repliqué mientras desviaba la mirada un instante a la pista, no soportaba contemplarla de seguido, me repugnaba la visión de la mujer que una vez habían amado mis dos hyungs en esas condiciones. ¿Cómo podrían haber sentido algo por ella? Era incapaz de comprenderlo, no podía ver nada en ella que me inspirase un mínimo de cariño o atracción, para mí lo único bonito que tenía era su rostro y eso empezaba a dejar de ser cierto. Había llegado a un punto en el que incuso cambiaba de canal cuando aparecía en la televisión, por infantil que eso resultase pero, ¿quién es capaz de contemplar sin más a la responsable de los terremotos de su vida?

-¿Sentir? ¿A caso eres capaz de eso? No me hagas reír, Jung- dije con una sonrisa sarcástica. Esa mujer no tenía corazón, ¿como era capaz de intentar hacerse la victima delante de mi? Además, bien debía saber ella la repulsión que me causaba para intentar jugar así conmigo.
Fui a replicarle de nuevo cuando la vi alejarse de mi. Se alejaba de mi. ¿Tan duro era tenerme cerca...? Abrí mucho los ojos cuando me di cuenta de lo que hacía: estaba intimidando a una mujer, discutiendo con ella, en público. Y la había agarrado con rudeza la muñeca. Al instante mis ojos se desviaron a su brazo y descubrí la marca rojiza de mis dedos en su piel, ¿cómo había sido capaz de hacer algo así? Jadeé mientras mis ojos volvían a los suyos, oyendola pero sin escucharla. SeungRi, ¿cuándo habías cambiado tanto? ¿Cuándo te habías vuelto capaz de tocar a una mujer? Di un paso atrás llevandome una mano al rostro mientras intentaba pensar en lo que estaba ocurriendo. Pero el alcohol me nublaba y solo el volver a tener Jessica en mi ángulo de visión hizo que la ira volviese a hervir dentro de mi -¿Que no se...?- dije en voz baja, volviendo a avanzar hacia ella -¿¡Que no se!?- dije alzando la voz, clavando mis ojos en los suyos mientras mis manos volvían a cerrarse en un par de puños mientras luchaba contra una parte de mi que quería golpearla, pero no iba a hacerlo, no iba a ser capaz -¡Eres tú la que no sabe! ¡No tienes la más mínima idea!- dije con un jadeo, notando que mi corazón empezaba a latir más rápido y una sensación de dolor y presión se situaba en mi frente - No sabes por todo lo que han pasado JiYong y SeunHyung, no sabes lo que han sufrido, lo que ha pasado entre ellos ni con el resto del grupo, no tienes la menor idea de todo lo que has causado, de las vidas que has destrozado.- dejé escapar una carcajada lastimera antes de apoyar mi espalda en la pared y llevarme una mano a la frente, donde aquél dolor se mantenía, mientras negaba sin saber muy bien qué estaba diciendo -Los has destrozado todo Jessica, ¿sabes? Todo... Y aun así eres capaz de venir aquí con otro tío, como si nada hubiese pasado... Sinceramente - continué alzando la vista de nuevo hacia ella -No mereces la pena.
avatar
Lee SeungRi
Big Bang
Big Bang

Mensajes : 190

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Yo no quería esto. - (Priv/SeungRi)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.